por Rollin McCraty, Annette Deyhle y Doc Childre

Volumen 1, Número 1

Marzo 2012

Global Advance Health Med

del Sitio Web NCBI 

traducción de Adela Kaufmann
Versión original en ingles

 

 

 

 

 

 

RESUMEN

El tan anticipado año 2012 ya está aquí.

 

En medio de las predicciones y las alineaciones cósmicas de las que muchos son conscientes, una cosa es segura: será un año interesante y emocionante a medida que la velocidad del cambio sigue aumentando, trayéndonos, tanto el caos como la gran oportunidad.

 

Un punto de referencia de estos tiempos es un cambio en muchas personas de un paradigma de la competencia a uno de mayor cooperación. En todo el planeta, cada vez más personas están practicando vivir basados en el corazón, y más grupos están formando actividades que apoyan un cambio positivo y soluciones creativas para manifestar un mundo mejor.

 

La Iniciativa de Coherencia Global (ICG) es una co-creadora de proyectos basados en la ciencia para unir a las personas en el aprecio centrado en el corazón y la intención. ICG está trabajando en concierto con otras iniciativas para darse cuenta de la creciente fuerza de la intención y la conciencia colectiva. 

 

La convergencia de varias líneas independientes de pruebas proporciona un fuerte apoyo a la existencia de un campo de información global que conecta a todos los sistemas vivos y la conciencia.

 

Cada célula de nuestro cuerpo está recubierta en un entorno externo e interno de fluctuación de las fuerzas magnéticas invisibles que pueden afectar a prácticamente todas las células y el circuito en los sistemas biológicos.

 

Por lo tanto, no debería ser sorprendente que numerosos ritmos fisiológicos en seres humanos y los comportamientos colectivos globales no sólo se sincronizan con la actividad solar y geomagnética, sino que las alteraciones en estos campos pueden crear efectos adversos en la salud y el comportamiento humano. 

 

El mecanismo más probable para explicar cómo las influencias solares y geomagnéticas afectan la salud y el comportamiento humano son un acoplamiento entre el sistema nervioso humano y frecuencias geomagnéticas resonantes, llamadas resonancias de Schumann, que se producen en la cavidad resonante tierra-ionosfera y las ondas de Alfvén.

 

Está bien establecido que estas frecuencias de resonancia se superponen directamente con las del cerebro humano y el sistema cardiovascular.

 

Si todos los sistemas vivos están, en efecto interconectados y se comunican entre sí a través de los campos biológicos, electromagnéticos, y no locales, es lógico pensar que los seres humanos pueden trabajar juntos en una relación co-creativa para aumentar conscientemente la coherencia en el entorno del campo global, que a su vez distribuye esta información a todos los sistemas vivos dentro del campo. 

 

ICG fue establecido para ayudar a facilitar el cambio en la conciencia mundial desde la inestabilidad y discordia al equilibrio, la cooperación y la paz duradera.

 

Un objetivo primordial del ICG es poner a prueba la hipótesis de que un gran número de personas cuando se encuentra en un estado de corazón coherente sosteniendo una intención compartida pueden codificar la información en los campos energéticos y geomagnéticos de la tierra, que actúan como ondas portadoras de esta información relevante con patrones fisiológicos.

 

Para llevar a cabo esta investigación, una red mundial de 12 a 14 detectores de campos magnéticos ultrasensibles específicamente diseñados para medir las resonancias magnéticas de la tierra están siendo instalados estratégicamente en todo el planeta.

 

Más importante es el objetivo principal del ICG de motivar a tantas personas como sea posible para trabajar juntos de una manera más coherente y de colaboración para aumentar la conciencia colectiva humana.

 

Si estamos convencidos de que no sólo los campos externos de origen solar y cósmico, sino también la atención humana y la emoción pueden afectar directamente el mundo físico y los estados mentales y emocionales de los demás (la conciencia), esto amplía nuestra visión de lo que significa la interconexión y la forma en que ésta puede ser utilizada intencionadamente para dar forma al futuro del mundo en que vivimos.

 

Esto implica que nuestras actitudes, emociones e intenciones importan y que la intención coherente, cooperativa puede tener efectos positivos. 

 

ICG tiene la hipótesis de que cuando suficientes individuos y grupos sociales aumentan su línea de base de coherencia y utilizan ese aumento de coherencia para crear intencionadamente una onda de referencia más coherente en el ámbito mundial, eso ayudará a aumentar la conciencia global.

 

Esto se puede lograr cuando un número creciente de personas se desplazan hacia emociones y respuestas más equilibradas y autorreguladas.

 

Esto a su vez puede ayudar a facilitar la cooperación y la colaboración en la resolución innovadora de problemas y el discernimiento intuitivo para hacer frente a los problemas sociales, ambientales y económicos de la sociedad.

 

Con el tiempo, a medida que más personas estabilicen el campo global y familiar, los lugares de trabajo y comunidades se moverán a una mayor cohesión social, lo que dará lugar a un aumento de coherencia global.

 

Esto será indicado por los países adoptando una visión planetaria más coherente, de manera que la opresión social y económica, la guerra, la intolerancia cultural, el crimen, y el desprecio por el medio ambiente puedan abordarse de manera significativa y con éxito.

 

 

Mucha gente considera que la humanidad ha llegado a un punto crítico en estos primeros años del siglo 21.

 

Nos encontramos en el umbral de una nueva etapa de la evolución social, espiritual y cultural. Estamos evolucionando hacia fuera de las sociedades industriales de base nacional y hacia un sistema interconectado, basada en la información social, económica, cultural que se extiende por todo el planeta.

 

El camino de esta transición no es cierto; está demostrando estar lleno de numerosos choques y sorpresas.

 

A nivel mundial, la gente está experimentando la creciente preocupación por el cambio climático, el terrorismo, la escasez de energía y agua, la alimentación y la seguridad de los productos, y la inestabilidad económica. Tales preocupaciones se justifican con extrema volatilidad en los mercados financieros globales y el aumento de la frecuencia tiempo récord del clima destructivo, incendios, inundaciones y, así como terremotos, tsunamis y erupciones volcánicas.

 

También hay un aumento en el malestar social y el número de revoluciones, insurrecciones, y levantamientos.

 

Este ritmo acelerado de cambios en el mundo está contribuyendo a un impulso de incoherencia mundial, estrés e inestabilidad. Con demasiada frecuencia, esto se traduce a estrés, confusión, falta de concentración, una estrecha percepción, frustración, ansiedad y depresión - todos los cuales tienen un impacto negativo en las relaciones, la salud, la productividad y el medio ambiente mundial campo energético.

 

Cuando se multiplica por el número de personas afectadas, la creciente inseguridad se ha convertido en un paradigma global que impregna nuestros entornos políticos, económicos, sociales, educacionales y naturales. 

 

Nos encontramos en un punto de elección, y es sin duda el más importante alguna vez enfrentado. Se define por la sofisticación tecnológica que no se corresponde con una evolución en la conciencia y el desarrollo social.

 

Vemos la devastación social y ambiental que ha sido traída por la aplicación de la ciencia y la ingeniería para conquistar el mundo natural.

Al mismo tiempo, hay un aumento en el número de individuos, grupos y organizaciones de todo el mundo que anhelan y trabajan por la paz, mejorar el medio ambiente y hacer un cambio social. Estamos al borde de un cambio en la conciencia humana, uno en el que somos co-creadores y en el que estamos más en control de nuestra propia evolución.

 

A medida que se instaura un cambio, éste trae nuevos modelos de convivencia en la tierra en unión cooperativa y colaborativa, pero el aumento de la tensión hace que sea más difícil para las personas, grupos y organizaciones llevar a cabo sus intenciones y actualizar sus misiones.

 

Mientras las prácticas para aumentar el equilibrio y la paz a través de esfuerzos personales y colectivos, como la oración, la meditación, afirmaciones, intención enfocada, y otros métodos pueden agregar positivamente al ambiente de campo, debido a la tensión de los tiempos actuales, la gente a menudo encuentran dificultades persistentes para calmarse, concentrarse, y calmar la mente, comprometiendo con ello la eficacia de sus esfuerzos.

 

 

 

 

COHERENCIA

Una de las concepciones científicas que surgieron a partir del siglo pasado es que el universo es entero y duraderamente coherente. 1-3

 

El fenómeno de la coherencia es bien conocido. Indica una conexión casi instantánea entre las partes o elementos de las cosas, ya sea un átomo, un organismo, o una galaxia.

 

Este tipo de coherencia se observa en campos tan diversos como,

  • física cuántica

  • biología

  • cosmología

  • investigación del cerebro

  • investigación de la conciencia

La nueva imagen que ha surgido es que todos los sistemas vivos están interconectados en un nivel fundamental de profundidad y se comunican entre sí a través de campos y mecanismos biológicos que no son locales. 4,5

 

Aunque la naturaleza de estos campos de interconexión aún no se entiende completamente, hay una considerable información científica que fundamenta su existencia a través de la observación de sus efectos. 6,7

 

También se ha vuelto cada vez más claro que las influencias magnéticas invisibles que emanan del sol y de la tierra afectan profundamente la vida en la tierra desde el nacimiento hasta la muerte.

 

Se ha demostrado fehacientemente que los ciclos solares y geomagnéticos no sólo se correlacionan con los indicadores de salud humana, sino también con los principales conflictos sociales tales como la violencia, el crimen, el terrorismo y la guerra. 8-11

Los conceptos y comprensión de la coherencia en la física no son nuevos.

 

Es nuestra creciente comprensión de cómo funciona la coherencia en el sistema humano que es relativamente nueva, así como los estudios científicos sobre cómo podemos aumentarla. El Instituto de HeartMath (IHM) ha identificado un estado psico-fisiológico que es el fundamento de la función óptima que ellos llamaron la coherencia del corazón. 5,12-14

 

Esto ha llevado al desarrollo de prácticas técnicas, herramientas y tecnologías que ayudan a potenciar a las personas a manejar mejor el estrés, aumentar el rendimiento, y conectarse con una inteligencia más profunda y la conciencia intuitiva. 15-17

 

Numerosos estudios han demostrado que el aprendizaje de cómo cambiar a este estado psico-fisiológico rápidamente mejora el rendimiento cognitivo, el enfoque y la eficacia, la auto-responsabilidad, y la cohesión social.5,12,18-21

 

Aunque las personas son capaces de lograr y aumentar la coherencia del corazón en una variedad de maneras,

  • ejercicios de respiración

  • la meditación centrada en el corazón

  • escuchando la música selecta,

... entre otros, estudios en la IHM y en otros lugares han demostrado una de las maneras más rápidas y más eficaces es a través de la autorregulación emocional y generar emociones positivas, tales como compasiónamoraprecio y afecto13

A nivel individual, el nivel de coherencia del corazón de la persona se puede evaluar mediante el control de los patrones rítmicos que se reflejan en su variabilidad del ritmo cardíaco (HRV), los cambios de latido a latido de la frecuencia cardíaca.

 

Las emociones positivas como el amor, el aprecio, la compasión y generan un patrón de ritmo-del-corazón que es más ordenado y coherente, mientras que las emociones negativas como la ansiedad, la ira y el miedo generan un patrón de ritmo cardiaco desordenado e incoherente. 12

 

Sentimientos permanentes de impacienciafrustraciónirritaciónpreocupación, o culpa lanzan nuestros ritmos internos fuera de sincronía y tienen un efecto de arrastre negativo en nuestro sistema hormonal y nervioso. 

 

Los estudios han encontrado que la combinación de técnicas de auto-regulación emocional con el la tecnología del auto-monitoreo coherente del ritmo del corazón (emWave) ha demostrado ser un gran éxito para reducir el estrés, la ansiedad, la ira, el dolor crónico, la fatiga, y el desgaste, así como muchas otras condiciones relacionadas con el estrés. 5,12,18-21

 

Mediante la práctica de las técnicas de autorregulación centradas en el corazón y el uso de dispositivos de monitoreo para una coherencia del Ritmo Cardiaco, las personas pueden aprender cómo restablecer rápidamente sus emociones y cambiar a un ritmo interior equilibrado a la cual el resto del cuerpo se armonizará, permitiendo más facilidad y flujo. El ritmo interno y el estado de coherencia del corazón es lo que muchas técnicas de meditación están tratando de lograr.

 

El emWave ayuda a la gente rápidamente a llegar un estado de meditación y proporciona retroalimentación cuando pierden el foco. También señaliza cuando vuelven a un estado coherente.

 

El emWave ayuda a retardar la tasa vibratoria mental / emocional y aumentar la coherencia de la línea de base del corazón (es decir, cuando el corazón, el cerebro y el sistema nervioso operan más en sincronía y con una mayor eficiencia). A medida que aumenta la línea de base de coherencia del corazón de una persona, él o ella experimentará más claridad mental, creatividad y enfoque durante el día.

 

El efecto de arrastre ayuda a los usuarios a ser más conscientes e intuitivos en los puntos de elección, lo que les permite elegir sus acciones y reacciones en lugar de responder de forma automática a los mismos viejos patrones de comportamiento que producen estrés.
 

 

 

 

La INICIATIVA de Coherencia Global

IHM, un centro de investigación y educación sin fines de lucro, estableció la Iniciativa de Coherencia Global (ICG) como iniciativa co-creativa basada en la ciencia para unir a las personas en el afecto centrado en el corazón y la intención y para facilitar el cambio de conciencia global desde la inestabilidad y discordia al equilibrio, la cooperación y la paz duradera.

 

Un objetivo primordial del ICG es determinar los efectos de las respuestas emocionales colectivas que se reflejan en los campos energéticos de la tierra (la ionosfera y el campo geomagnético). 

 

La primera hipótesis general de ICG es que todos los sistemas vivos están interconectados a nivel energético y se comunican con uno otro a través de los campos biológicos, incluidos los campos no locales, cuando se cumplen ciertas condiciones.

 

A partir de esta hipótesis general, la segunda hipótesis general es que no sólo son seres humanos son afectados por los campos energéticos planetarios, sino por el contrario los sistemas energéticos de la tierra también son influenciados por y actúan como una onda portadora de las emociones humanas colectivas y la conciencia (positiva o negativamente).

 

Por lo tanto, gran parte del "entorno de campo de información" planetario está constituido por la conciencia colectiva de los habitantes.

 

La tercera hipótesis es que un gran número de personas que generan intencionalmente estados emocionales positivos de corazón coherente aprecio, compasión, amor y cariño generarán una onda estacionaria coherente que puede ayudar a compensar las ondas estacionarias presentes y futuras de tensión, miedo, discordia e incoherencia. 

 

Incrustado dentro de las hipótesis generales anteriores está una hipótesis relacionada, que las emociones humanas y conciencia interactúan y codifican la información en los campos energéticos planetarios, incluyendo el campo geomagnético, comunicando de esta manera la información entre las personas a un nivel subconsciente, la cual en efecto, vincula todos los sistemas vivos y da lugar a una forma de conciencia colectiva.

 

Por lo tanto, existe un bucle de retroalimentación entre todos los seres humanos y los sistemas energéticos de la tierra. 

 

Se propone, además, que cuando los individuos coherentemente alineados están creando intencionalmente ondas fisiológicas coherentes, éstas codifican la información en los campos energéticos a escala planetaria, y actúan como una onda portadora, por lo tanto impactando positivamente en todos los sistemas vivos contenidos en el medio campo y la conciencia colectiva.

 

Esto a su vez creará un bucle de retroalimentación de beneficio mutuo entre los seres humanos y los sistemas energéticos de la Tierra.

 

La intención de ICG es ser un catalizador que instiga, facilita y apoya el mantenimiento de una espiral ascendente de este bucle de retroalimentación para el beneficio mutuo de los seres humanos y el planeta, que llamamos hogar. Para apoyar estos esfuerzos, ICG ha establecido una membresía basada en la Web internacional de personas que a partir de principios de 2012 cuenta con más de 37 000 miembros (véase glcoherence.org).

 

ICG también está trabajando con varios grupos y organizaciones comprometidas con el aumento de la coherencia planetaria.

 

El enfoque actual de la iniciativa es el despliegue del Sistema de Monitoreo de Coherencia Global para,

  • medir y explorar las fluctuaciones y las resonancias en el campo magnético de la tierra y en la cavidad resonante tierra-ionosfera con el fin de realizar investigaciones sobre los mecanismos de cómo los campos de la tierra afectan a los procesos mentales y emocionales humanos, los resultados de salud, y el comportamiento humano colectivo

     

  • explorar cómo los estados emocionales e intenciones colectivas se reflejan en los campos electromagnéticos y energéticos de la Tierra

     

  • determinar si se producen cambios en los campos energéticos de la tierra antes de catástrofes naturales como terremotos, erupciones volcánicas, inundaciones, tormentas, y eventos hechos por el hombre, tales como la agitación social, malestar, y los ataques terroristas

     

  • supervisar los eventos globales para determinar donde las oraciones de corazón coherente colectivas de los miembros de ICG, meditaciones, afirmaciones, y las intenciones se pueden dirigir

Se prevé que mediante la investigación de la energía emocional de forma individual y colectiva afecta a los campos de la Tierra que facilitarán una mayor conciencia de la interdependencia de la humanidad con la tierra y entre sí.

 

 

 

 

Sistemas Energéticos de la Tierra y la Salud y Comportamiento Humano

Cada célula de nuestro cuerpo es bañada en un entorno externo e interno por la fluctuación de fuerzas magnéticas invisibles. 9

 

Se ha vuelto cada vez más evidente que las fluctuaciones en los campos magnéticos pueden afectar prácticamente todos los circuitos en los sistemas biológicos en un grado mayor o menor, dependiendo del sistema biológico particular y las propiedades de las fluctuaciones magnéticas. 9,12,22

 

Por lo tanto, no debe sorprender que los ritmos fisiológicos humanos y comportamientos globales no sólo se sincronizan con la actividad solar y geomagnética, sino que las alteraciones en estos campos pueden crear efectos adversos en la salud y el comportamiento humano. 23-25


Los cambios en la actividad geomagnética se correlacionan con ingresos en los hospitales y la mortalidad por ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares, así como numerosos otros efectos adversos para la salud, tales como,

  • depresión

  • fatiga

  • confusión mental

  • número de accidentes de tráfico que se producen

Hay una voluminosa literatura científica que indica que tienen lugar procesos biológicos importantes como la presión arterial alterada, frecuencia cardíaca, niveles de melatonina, una mayor incidencia de cáncer, el equilibrio del sistema hormonal, sistema reproductivo, cardiaca y enfermedad neurológica y la muerte. 2,6, 15-19

 

Un hallazgo importante es que de todos los sistemas corporales estudiados hasta el momento, los cambios en las condiciones geomagnéticas afectan con mayor fuerza los ritmos del corazón. 7,9,16,20

Históricamente, muchas culturas creían que su comportamiento colectivo podía estar influenciado por el sol y otros ciclos e influencias externas. Esta creencia ha resultado ser cierta. En una mayor escala social, el aumento de la violencia, la tasa de criminalidad, el malestar social, las revoluciones, y la frecuencia de los ataques terroristas se han relacionado con el ciclo solar y las alteraciones resultantes en el campo geomagnético. 25-31

 

La primera evidencia científica de esta creencia fue proporcionada por Alexander Tchijevsky, un científico ruso que se dio cuenta de que las batallas más graves durante la Primera Guerra Mundial se produjeron durante los períodos pico de manchas solares. 31

 

Él llevó a cabo un estudio a fondo de la historia humana global y construyó un índice de Excitabilidad Humana Masiva que data de 1749, que él entonces comparó con los ciclos solares durante el mismo período de tiempo hasta 1926.

 

La figura 1, construida a partir de datos originales de Tchijevsky, traza el número de acontecimientos humanos significativos en comparación con el ciclo solar desde 1749 hasta 1926. 31

 

 

Figura 1
Datos originales de Tchijevsky.

La línea azul representa gráficamente el número anual de importantes acontecimientos políticos y sociales

tal como el inicio de una guerra, revoluciones sociales, etc.,

mientras que la línea roja representa gráficamente la actividad solar

como es indicada por el número de manchas solares de 1749...
 


En la Figura 2, los 2 últimos ciclos solares (22 y 23) se representan, junto con los inicios de ciclo solar 24, donde se puede observar que Irak invadió a Kuwait durante el pico del ciclo solar 22.
 

 

Los ataques terroristas del 9/11 en el World Trade Center se produjeron durante el pico del ciclo solar 23.

 

El Ciclo solar 24 se inició a principios de 2011, y aumentó el malestar social (especialmente en el Oriente Medio, Túnez, Egipto y Libia) comenzaron a ocurrir en sincronía con el aumento de la actividad solar. Ciclo solar 24 continuará aumentando en actividad y llegará a su punto más alto en el año 2013 o 2014.

 

Se deduce entonces que la actividad social, el aumento de la excitación de masa, y el malestar social también continuará en los años venideros...
 

 

Figura 2 
Los últimos 2 ciclos solares y el inicio del ciclo solar actual.

Eventos durante los últimos 2 picos solares que tuvieron un profundo impacto en el mundo.

La aparición de la reciente agitación social en el Medio Oriente

podría estar asociada con el aumento de la actividad solar...

 

 

 

 

 

 

La afluencia energética y el florecimiento humano

La actividad solar no sólo se ha asociado con el malestar social; También se ha relacionado con los períodos de mayor florecimiento humano con claros brotes en la arquitectura, las artes y las ciencias, y el cambio social positivo. 32

 

Cuando colapsan las estructuras viejas que ya no le sirven a la humanidad, se abre una oportunidad para que puedan ser sustituidas por otras más adecuadas y sostenibles.

 

Tal cambio positivo puede afectar los sistemas políticos, económicos, médicos y educativos, así como las relaciones de los individuos en el trabajo y el hogar y en las comunidades.

 

En tiempos de tanta afluencia de energía pertinente, tenemos la mayor oportunidad de instaurar un cambio positivo en nuestro mundo. Podemos aprender de los errores del pasado y conscientemente elegir nuevas formas de navegar flujos de energía para crear períodos de florecimiento humano y avances humanitarios. 

 

El mecanismo más probable para explicar cómo las influencias solares y geomagnéticas afectan el comportamiento humano y la salud es un acoplamiento entre el sistema nervioso humano y las frecuencias de resonancia generadas por las resonancias de la línea de campo geomagnético y las ondas magnéticas que se propagan a nivel mundial llamadas resonancias de Schumann (RS) que se producen en la cavidad resonante tierra-ionosfera.

 

Está bien establecido que la tierra y la ionosfera generan una sinfonía de frecuencias de resonancia que se superponen directamente con los del cerebro humano y el sistema cardiovascular.

 

Las figuras 3 y 4 y proporcionan ejemplos de las frecuencias de resonancia de la tierra.
 

 

Figura 3 
datos de resonancia Schumann grabados desde

la ubicación del sensor de Iniciativa de Coherencia Global en Boulder Creek, California.

Observe que todas las frecuencias de resonancia se superponen directamente frecuencias de ondas cerebrales humanos.
 

 

 

Figura 4 
los datos de resonancia de la línea de campo geomagnético registran

desde el lugar del sensor de la Iniciativa de Coherencia Global en Boulder Creek, California.

 

 

Observe que todas las frecuencias de resonancia directamente se superponen con el sistema de frecuencia cardiovascular humano y que el existe una clara hipótesis central de que los cambios en estas resonancias pueden a su vez influir en la función del sistema humano nervioso autónomo, el cerebro y sistema cardiovascular.

 

No ha sido posible poner científicamente a prueba esta hipótesis central hasta ahora, debido a la falta de disponibilidad de medidas fiables y continuas de resonancias de la línea de la ionosfera y de campo en combinación con la vigilancia de la frecuencia cardíaca de la gente como medida de la actividad del sistema nervioso junto con los indicadores sociales y de salud.

 

Afortunadamente, esta limitación recientemente se ha resuelto con la instalación de los primeros 3 de 12 a 14 sitios de monitoreo ICG previstos diseñados para medir estas resonancias.

 

 

 

 

El Sistema de Monitoreo de la Iniciativa de Coherencia Global

Cuando se hayan completado, el sistema mundial de vigilancia de la coherencia tendrá una red de 12 a 14 sitios de sensores colocados estratégicamente en todo el planeta.

 

Cada sitio incluirá detectores ultrasensibles del campo magnético, específicamente diseñados para medir las resonancias magnéticas en la cavidad de la tierra/ionosfera, resonancias que son generadas por las vibraciones de las líneas del campo geomagnético de la Tierra, y las frecuencias ultra-bajas que se producen en el campo magnético de la tierra, todos los cuales han demostrado que afectan la salud humana, los procesos mentales y emocionales y comportamientos. 

 

Aunque existen varias redes de magnetómetros de saturación con base en tierra que miden la fuerza del campo magnético de la tierra y las perturbaciones geomagnéticas (Kp), así como varios satélites espaciales del clima, no ha habido una red global de detectores que midan continuamente el tiempo en que variadas señales tales como las señales de SR y otras que se producen en el mismo rango que las frecuencias fisiológicas humanas, tales como los sistemas del cerebro y los sistemas cardiovasculares.

 

El sistema de monitoreo añade el componente que falta requerido para comprender mejor la forma en cómo nos vemos afectados por los campos de la tierra, capacitándonos a nosotros y a otros investigadores a comprender mejor las interconexiones entre las fuerzas externas solares y otras fuerzas externas en el medio ambiente del campo planetario.

La figura 5 muestra las posiciones relativas de los sitios de monitoreo, y la Figura 6 ilustra la configuración real de un sitio de monitoreo.

 

A partir de principios de 2012 están en funcionamiento 3 sitios:

  • uno en el Centro de Investigación de Matemáticas del Corazón, en el norte de California

  • una en la provincia oriental de Arabia Saudita

  • otra en el sur de Inglaterra,

Tres sitios adicionales se instalarán en 2012, cada uno en,

  • Nueva Zelanda

  • Canadá

  • Sudáfrica

Cada punto de control detectará y enviará las intensidades del campo magnético alterno local en 3 dimensiones en un rango de frecuencias relativamente ancho (0,01 a 300 Hz) mientras se mantiene a una respuesta plana de frecuencia.

 

La adquisición de datos de la infraestructura captura, sella con datos de posicionamiento global y tiempo, y transmite los datos a un servidor común. Además, cada sitio tiene un generador aleatorio de números (RNG) que es parte del Proyecto de Conciencia Global de red (GCP) (descrito a continuación).
 

 

Figura 5 
lugares de la red mundial de sitios propuestos de monitoreo.

Estos sitios serán diseñados específicamente para medir

las resonancias magnéticas en la cavidad de la tierra / ionosfera,

resonancias que son generadas por las vibraciones

del campo geomagnético de la Tierra...
 

 

 

Figura 6 
El punto de control situado en el

Centro de Investigación HeartMath en Boulder Creek, California.



El sistema de monitoreo rastreará los cambios en la actividad geo-magnética debido a las tormentas solares, cambios en la velocidad del viento solar, interrupción de los SR, y, potencialmente, las firmas de los principales acontecimientos mundiales que tienen un fuerte componente emocional.

 

Una creciente cantidad de datos también sugieren que los cambios se producen en la actividad ionosférica antes de la actividad sísmica. Ponemos nuestros datos libremente a disposición de otros grupos de investigación que deseen explorar la forma en que se puede utilizar para predecir terremotos y eventos relacionados.

 

De este modo, la red proporcionará una herramienta de investigación significativa para comprender mejor cómo los campos y ritmos solares afectan la salud humana, las emociones, los comportamientos, y la conciencia, y viceversa.

 

 

 

 

Estudio de Coherencia Global e Iniciativa de interconexión

En 2010, se llevó a cabo un estudio en el que los miembros de ICG 1643 de 51 países completaron una encuesta cada dos semanas en momentos aleatorios 6 días a la semana durante un período de 6 meses.

 

La encuesta contenía 6 escalas válidas:

  1. afecto positivo

  2. bienestar

  3. ansiedad

  4. confusión

  5. fatiga

  6. síntomas físicos

Los datos de la encuesta se sometieron a análisis de correlación con un número de variables de actividad planetarios y solares tales como,

  • velocidad del viento solar

  • campo magnético y datos de plasma

  • medidas de protones energéticos

  • Flujo solar,

  • índices de actividad geomagnética

La tabla siguiente muestra los resultados del análisis de correlación.

 

Un coeficiente de correlación positiva representa correlaciones lineales positivas, y un coeficiente de correlación negativo (marcado con un signo menos) representa correlaciones negativas. 

 

 

Tabla 
Resultados de Iniciativa de Coherencia e interconexión Global
 


Efectos positivo fueron correlacionados negativamente con la velocidad del 
viento solar, Kp, índice Ap, y la actividad magnética del casquete polar.

 

(El índice Ap es una medio, cada 3 horas de "amplitud equivalente" de la actividad magnética en base a los datos del índice K de una red planetaria de 11 norte y 2 observatorios magnéticos del hemisferio sur entre las latitudes geomagnéticas de 46 ° y 6 ° de la piel del Institut Geophysik en Göttingen, Alemania; los valores de AP son dados en unidades de 2 nT).

 

En otras palabras, cuando la velocidad del viento solar, Kp, Ap, y la actividad del casquete polar se incrementaron, el efecto positivo entre los participantes disminuyó.

 

Como era de esperar, los puntajes de bienestar tuvieron también una correlación negativa con la velocidad del viento solar, Kp, índice-Ap, y la actividad magnética del casquete polar. Por lo tanto, cuando la velocidad del viento solar aumentó y el campo geomagnético se alteró, los niveles de fatiga, ansiedad y confusión mental aumentaron.

 

El estudio también reveló algunos resultados inesperados.

 

Por ejemplo, el índice de flujo de radio solar se correlacionó con menor fatiga y el mejoramiento del efecto positivo, lo que indica que existen mecanismos que afectan el bienestar humano que no se entienden completamente y deben ser estudiados para comprender los efectos de las distintas variables de la investigación adicional y la secuencia temporal de sus efectos. 33


Otro estudio realizado en el hospital cardíaco Príncipe Sultán en Arabia Saudita, titulado "efectos de las variaciones en los campos geomagnéticos y de la ionosférica en la variabilidad del ritmo del corazón humano", recientemente comenzó a probar más rigurosamente la hipótesis de que los SR y el campo resonancias de línea son mecanismos principales que median en las interacciones entre la actividad geomagnética y el sistema nervioso humano.

 

Este estudio tiene 2 componentes principales.

  • En primer lugar, grabaciones de 24 horas de las VFC secuenciales serán obtenidos cada día durante un período de 1 año.

     

    Los cambios en los datos de los participantes de la variación de frecuencia cardíaca serán correlacionados con las variaciones en la actividad planetaria y solar, así como la velocidad del viento solar, el campo magnético, los datos de plasma, los protones, los índices de actividad geo-magnético como AE, DST, Kp, el flujo de radio solar (F 10,7 de índice), recodificados localmente SR, y resonancias línea del campo geomagnético.

     

    Se espera que encontremos fuertes correlaciones entre el aumento de la actividad solar, la actividad geomagnética, y las intensidades SR y trastornos.

     

    También se espera que vamos a encontrar que las intensidades SR y perturbaciones tienen una fuerte correlación con los cambios en los índices de HRV participantes, especialmente con los cambios en los ritmos de muy baja frecuencia de la variación de frecuencia cardíaca.

     

    El marco de tiempo más largo de cualquier estudio hasta la fecha ha sido un período de 6 semanas. 34

     

  • El segundo aspecto de este estudio consiste en estudiar el impacto de la actividad solar y geomagnética en un nivel social.

     

    Vamos a trazar las estructuras temporales de las variables solares y magnéticas mencionados anteriormente junto con los indicadores de los indicadores de salud social y física del mayor, de la población local, tales como malestar social, los trastornos del estado de ánimo, fatiga, depresión, ingresos hospitalarios, y los accidentes de tráfico.

Si la hipótesis se puede validar, aumentará significativamente nuestra comprensión de los mecanismos por los que las perturbaciones geomagnéticas afectan la salud y el comportamiento humano, y por lo tanto aumentan significativamente nuestra capacidad para predecir y tomar medidas para contrarrestar el impacto de las perturbaciones energéticas en los individuos y la sociedad.

 

 

 

Creando un cambio positivo en el medio ambiente Planetario

La evidencia de que la salud y el comportamiento humano a nivel mundial están influenciados por la actividad geomagnética es bastante fuerte y convincente.

 

Sin embargo, existe evidencia experimental de que la energía bio-emocional humana puede tener un efecto sutil no-local (medibles científicamente) pero significativo en las personas, los acontecimientos y la materia orgánica.

 

Se está volviendo claro que un campo bio-electromagnético como el radiado por cada corazón y cerebro humano pueden afectar a otros individuos y al,

"Entorno del campo de información global".

Por ejemplo, la investigación llevada a cabo en nuestro laboratorio ha confirmado la hipótesis de que cuando un individuo está en un estado de coherencia del corazón, el corazón irradia una señal electromagnética más coherente al medio ambiente que puede ser detectada por los animales cercanos o los sistemas nerviosos de otras personas. 35

 

De todos los órganos, el corazón genera el mayor campo electromagnético rítmico, uno que es aproximadamente 100 veces más fuerte que el producido por el cerebro. Este campo se puede detectar a varios pies del cuerpo con magnetómetros sensibles.

 

Este campo magnético proporciona un mecanismo plausible de cómo podemos "sentir" la presencia de otra persona y el estado emocional, independiente del lenguaje corporal y otros factores. 

 

También hemos encontrado que existe una relación directa entre los patrones de ritmo cardíaco y la información espectral codificada en el espectro de frecuencia del campo magnético irradiado por el corazón. Por lo tanto, la información sobre el estado emocional de una persona está codificada en el campo magnético del corazón, y se comunica a través de todo el cuerpo y en el medio ambiente externo.

 

Más apoyo a esta hipótesis fue proporcionada en un estudio que examina la posibilidad de que personas capacitadas en el logro de altos estados de coherencia cardíaca podrían facilitar la coherencia de otras personas en las proximidades.

 

Los resultados mostraron que la coherencia de los participantes no entrenados fue de hecho facilitada por otras personas que se encontraban en un estado coherente.

 

Además, la evidencia de la sincronización del ritmo cardiaco entre los participantes del grupo se revela a través de varios métodos de evaluación, y mayores niveles de coherencia se correlacionan con los niveles más altos de la sincronización entre los participantes.

 

Además, no había una relación estadística entre esta sincronización y medidas relacionales (de unión) entre los participantes. 

 

Los autores concluyeron que,

"Se encontró evidencia de la sincronización de corazón a corazón a través de individuos, lo que se presta credibilidad a la posibilidad de las bio-comunicaciones de corazón a corazón." 36

En otro estudio, Kathi Kemper en la Universidad Wake Forest, Winston-Salem, Carolina del Norte, llevó a cabo un estudio ciego para evaluar los beneficios directos psico-fisiológicos de la comunicación no verbal de bondad y compasión a otros.

 

Los participantes en el estudio eran conscientes de la verdadera finalidad del estudio y no sabían que el profesional estaba en ese momento practicando estar en un estado de corazón más coherente de bondad y compasión. Después de los períodos en que el practicante estuvo en este estado, los participantes habían reducido significativamente el estrés y aumentado la sensación de relajación y tranquilidad.

 

Los participantes también tuvieron mejoras significativas en sus medidas de la variabilidad de su frecuencia cardíaca, que fue utilizado como una medida objetiva de la actividad autónoma.

 

El estudio concluyó que extendiendo la compasión a otros tiene efectos medibles y es "una buena medicina." 37

 

 

 

 

 

Grupo de Coherencia

Cualquiera que haya visto a un equipo deportivo de campeonato o experimentado un concierto excepcional sabe que algo especial puede suceder en grupos, que trasciende su funcionamiento normal. Parece como si los jugadores están en sincronía y comunicación en un nivel energético invisible.

 

Muchos equipos, incluidos los Juegos Olímpicos y los equipos de deportes profesionales y de fuerzas especiales, unidades militares entienden la importancia de la coherencia del equipo.

 

Si bien pueden referirse a la coherencia como "espíritu de equipo" o "unión", ellos instintivamente saben que hay una "energía de equipo" palpable que afecta el rendimiento de un equipo o de un grupo.

 

Un creciente cuerpo de evidencia sugiere que un campo energético se forma entre los individuos en grupos a través de los cuales la comunicación entre todos los miembros del grupo se produce de forma simultánea.

 

En otras palabras, hay un "campo" grupal literal que conecta todos los miembros. 5


El sociólogo Raymond Bradley, en colaboración con el neurocientífico Karl Pribram desarrolló una teoría general de la comunicación social para explicar los patrones de organización social comunes a la mayoría de los grupos independientes de su tamaño, cultura, grado de organización formal, longitud de la existencia, o características de los miembros.

 

Ellos encontraron que la mayoría de los grupos tienen una organización global y una red coherente de relaciones energéticas emocionales que unía prácticamente a todos los miembros en una sola jerarquía, de varios niveles. Ellos encontraron una relación directa entre el número y la estructura de vínculos emocionales positivos recíprocos entre los miembros del grupo que predijeron la estabilidad y el rendimiento 2 años más tarde.

 

El único modelo que mejor se ajusta y explica los datos fue uno basado en un concepto de campo donde la información sobre el grupo en su conjunto fue distribuida a todos los miembros de tal manera que la información sobre la organización global del grupo podría obtenerse de cualquier miembro dentro del campo - es decir, una conciencia colectiva o un "holograma social." 38

 

Requiere energía para cambiar un sistema en un modo más coherente, y la clave para crear grupos estables y coherentes se relaciona con el establecimiento de las emociones positivas y disipar las tensiones negativas emocionales, conflictos interpersonales, y otros factores de estrés entre los individuos en ese grupo. 

 

Michael Persinger, neurocientífico conocido en la Universidad Laurentiana de Sudbury, Ontario, ha llevado a cabo numerosos estudios que examinan los efectos de los campos magnéticos de la misma magnitud que el campo geomagnético en las funciones cerebrales. 39,40

 

No sólo se ha demostrado que mediante la aplicación de campos externos similares a los SR se pueden inducir estados alterados de conciencia, también ha sugerido en una teoría detallada que el espacio ocupado por el campo geomagnético puede almacenar información relacionada con la actividad cerebral y que esta información puede ser visitada por el cerebro humano. 41

 

Además, Persinger sugiere que el campo magnético de la tierra puede actuar como un portador de información entre individuos, y que la información en lugar de la intensidad de la señal es importante para la interacción con redes neuronales. 42

 

 

 

La interconexión entre las emociones humanas colectivas y generadores de números aleatorios

También hay un cuerpo de evidencia que indica una interacción entre las emociones humanas y campos globales cuando un gran número de personas tienen respuestas emocionales similares a los eventos organizados o meditaciones globales de paz.
 

Las investigaciones realizadas por el GCP, que mantiene una red mundial de generadores de números aleatorios, han encontrado que la emocionalidad humana afecta a la aleatoriedad de estos dispositivos electrónicos de una manera correlacionada a nivel mundial.

 

Roger Nelson, director de los estados de ACG,

El GCP es un experimento a largo plazo que plantea preguntas fundamentales acerca de la conciencia humana.

 

Proporciona evidencia de los efectos de la atención colectiva sincronizada - define operacionalmente la conciencia global - en una red de dispositivos físicos que atraviesan mundo.

 

Hay varios indicadores de la estructura de datos anómalos que se correlacionan con momentos especialmente importantes para los seres humanos. Los resultados sugieren que algún aspecto de la conciencia puede crear efectos directamente en el mundo material.

 

Esta es una noción provocativa, pero es la más viable de varias explicaciones alternativas. (p16) 43

La investigación llevada a cabo por GCP ha encontrado que existe una correlación significativa entre los eventos globales que provocan un alto nivel de emotividad de una gran parte de la población y los períodos de orden no aleatoria generados por los generadores de números aleatorios del mundo. 44

 

Por ejemplo, varios análisis independientes de la red durante los ataques terroristas ocurridos en los Estados Unidos, en la mañana del 11 de septiembre de 2001 (Figura 7), se correlacionan con un cambio grande y significativo en la salida de la red mundial de generadores de números aleatorios. 45

 

Los mecanismos de por qué las emociones humanas crean una mayor coherencia en la aleatoriedad de esta red global aún no se entienden por completo; los datos, sin embargo, muestran claramente que sí tienen tales afectos y los datos ahora tienen una relación de probabilidad probabilidades-en contra de más de mil millones a uno. 46


 

Figura 7 
El cambio en la salida correlacionada de una red global de generadores de números aleatorios

durante los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001.
 


El Dr. Nelson también encontró evidencia clara de que los grandes eventos definidos por el número de personas participando y su nivel de "importancia" produce efectos más grandes en la red global.

 

La Figura 8 muestra grandes diferencias en función del nivel de emoción asociada con eventos. 

 

 

Figura 8 
Proyecto de Conciencia Global versus nivel de emoción.

El nivel de emoción determinada por la categorización de los eventos

afecta de manera significativa la varianza de los resultados de la red.
 


La figura 9 muestra que cuando un evento se caracteriza por la compasión profunda y generalizada, los efectos de BPC son más fuertes. 43

 

Esto tiene sentido ya que la compasión está relacionada con la interconexión y el compromiso emocional positivo. Como se ha demostrado, cuando experimentamos verdaderos sentimientos de compasión, que tienden a cambiar a un estado fisiológico más coherente y por lo tanto se irradian ondas magnéticas más coherentes en el medio ambiente. 47 

 

La compasión, por definición, es un estado emocional que nos une y nos hace coherentes; invertimos una pequeña parte de nuestro ser individual para conectar con otros y, como indican los datos de ACG, con el ambiente de campo global.

 

 

Figura 9 
Efecto de la compasión.

El grado de amor y compasión evocados o materializados

en un evento afecta significativamente el tamaño la varianza del efecto en la red.
 


El grupo CGP ha investigado una serie de modelos teóricos que potencialmente podrían explicar el efecto global de que están detectando con la red. La mayoría han sido rechazados y la siguiente declaración proporciona un resumen de su análisis.


La imagen es más prometedora cuando nos fijamos en los modelos de tipo de campo asociados a la conciencia humana.

 

Una versión sencilla es similar a los modelos físicos ordinarios de los campos generados por una distribución de fuentes. En este caso las fuentes del campo están asociadas con los seres humanos conscientes individuales, mientras que la dinámica del campo que pudiera explicar las correlaciones aleatorias de generadores de se derivan de la coherencia de la actividad humana durante los eventos.

 

Esta propuesta puede adaptarse a todas las correlaciones entre nodos y la estructura observados en los datos, pero sigue siendo fenomenológico, ya que no explica cómo surge el campo en términos de principios subyacentes.

 

Por último, un modelo de campo dinámico no lineal propone que las mentes individuales son mutuamente interactivas, y que las interacciones son responsables de un campo emergente que depende de la conciencia individual, pero no se reduce a ella.

 

El modelo implica que las cualidades dinámicas e interactivas de conciencia también implican interacciones sutiles con el mundo físico y que éstas son responsables de ciertos fenómenos anómalos, tales como las encontradas en el experimento GCP.

 

La propuesta puede ser interpretada como la encarnación de una manera formal las ideas de pensadores como Teilhard de Chardin, que describe una "noosfera" de inteligencia de la tierra, (1961) o Arthur Eddington, concibiendo una "gran mente." (p12) 43

En un estudio que examinó los datos de BPC entre 1998 y 2008, comparó la polaridad del satélite interplanetario del campo magnético (FMI) con los acontecimientos mundiales GCP definidos como meditaciones, celebraciones, catástrofes naturales, o violencia.

 

Se encontró que tales desviaciones RNG pueden depender de una polaridad positiva FMI coincidiendo con las condiciones emocionalmente significativas y / o cambios de entropía. 48


Ya que estamos todavía en la infancia en el campo de la investigación de la conciencia modulada por la actividad solar, sol / distancia de la tierra, y la emocionalidad humana masiva, una importante línea de investigación es desarrollar una mejor comprensión de los procesos que influyen en los datos de números aleatorios en comparación con los datos de campo solares y magnéticos.
 

 

 

Respuestas emocionales Masivas y el campo geomagnético

Otra línea de evidencias de la energía emocional humana interactuando con los campos energéticos de la Tierra fueron siempre de medidas del campo geomagnético de la Tierra durante el 
11 de septiembre de 2001, los ataques terroristas.

 

La figura 10 muestra los datos registrados a partir de 2 satélites meteorológicos espaciales independientes en órbita geosincrónica en los días antes y después de los ataques.

 

Los datos de los magnetómetros de estos dos satélites, colocados sobre la costas este y oeste de los Estados Unidos, revelan que un gran cambio se produjo en el campo geomagnético de la Tierra al mismo tiempo que los ataques. Observe la diferencia en los campos en los días antes y después de los ataques.

 

La incoherencia y la discordia en los campos durante los días posteriores a los ataques siempre son representativas de la agitación emocional masiva que se produjo cuando las noticias de los ataques se repartieron por todo el mundo.

 

Los mismos patrones también se observaron en los magnetómetros basados en tierra.

 

 

Figura 10 
Los datos registrados de los Satélites Geoestacionarios Operacionales Ambientales Metereológicos 8 y 10

en órbita geosincrónica sobre las costas este y oeste de los Estados Unidos

en los días antes, durante y después de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001...
 


A pesar de que los datos que se muestran en la Figura 10 no prueban que la emoción humana modula el campo geomagnético de la tierra, combinado con la GPC y otros datos, que apoyan la hipótesis general de que los sistemas energéticos de la tierra son, junto con e intercambio de información de manera bidireccional con la energía emocional colectiva de la humanidad.

 

Una de nuestras metas en el ICG es para poner a prueba la hipótesis de que un gran número de personas en un estado de corazón coherente y la celebración de una intención compartida puede codificar la información en los campos energéticos y geomagnéticos de la tierra actuando como ondas portadoras de esta información fisiológicamente-modelada y relevante.

 

Si los sistemas vivos están, en efecto interconectados y se comunican entre sí a través de dichos campos biológicos y electromagnéticos, es lógico pensar que los seres humanos pueden trabajar juntos en una relación co-creativa para aumentar conscientemente la coherencia en el entorno de campo global que a su vez distribuye esta información a todos los sistemas vivos dentro del campo.

 

Por supuesto, la idea no es nueva, que las intenciones compartidas pueden influir en los demás a distancia; estas ideas han sido objeto de numerosos estudios que han analizado los efectos de la oración, meditaciones y grupos enviando intenciones en diversos contextos experimentales. 6,49-51

El físico cuántico John Hagelin ha realizado investigaciones sobre el "poder de lo colectivo" y ha concluido que,

"Puesto que la meditación proporciona una forma eficaz, científicamente demostrada para disolver el estrés individual, y si la sociedad se compone de individuos, entonces parece de sentido común el uso de la meditación para difundir de manera similar el estrés social." 52

Un estudio realizado en 1993 en Washington, DC, mostró una caída del 25% en la tasa de criminalidad con 2500 meditadores, 53 lo que significa que un grupo relativamente pequeño de unos pocos miles estaba influyendo en un grupo mucho más grande, un millón y medio.

 

La pregunta en sí misma plantea que si las tasas de criminalidad se podrían disminuir, ¿sería posible que un grupo de meditadores también influya en los conflictos sociales y guerras?

 

Un experimento similar se realizó durante el pico de la guerra entre Israel y el Líbano en la década de 1980. Los doctores Charles Alexander y John Davies de la Universidad de Harvard organizaron grupos de meditadores experimentados en Jerusalén, Yugoslavia y los Estados Unidos para mediar en la zona en varios intervalos durante un período de 27 meses.

 

Después de controlar estadísticamente,

  • Cambios de clima

  • Vacaciones de libaneses, musulmanes, cristianos y judíos

  • actividad policial

  • fluctuación en tamaño de los grupos,

...y otras influencias variantes durante el curso del estudio,

  • los niveles de violencia en el Líbano disminuyeron entre un 40% y un 80% cada vez que un grupo meditando estaba en su lugar, con las mayores reducciones produciéndose cuando el número de meditadores eran más grande

  • durante estos períodos, el número promedio de personas que murieron durante la guerra por día se redujo de 12 a 3, una disminución de más del 70%

  • las heridas de guerra cayeron en un 68%

  • el nivel de intensidad de conflicto disminuyó en 48% 54

¿Cómo podemos tener tal influencia de unos a otros a distancia?

 

Sin embargo, la hipótesis de que hay un campo unificado y una conciencia universal que permite ondas individualmente coherentes ser acopladas a un campo colectivo de entorno más amplio.

 

La teoría de la ICG de cambio indica que a medida que suficientes personas aumentando su coherencia personal, puede conducir a un aumento de la cohesión social (familia, equipos, organizaciones), y a medida que un número creciente de unidades sociales (familias, escuelas, comunidades, etc.) se vuelven más coherentemente alineados, esto puede a su vez conducir a una mayor coherencia global, todo lo cual se facilita a través de la retroalimentación de bucles de auto-refuerzo entre la humanidad y el medio ambiente del campo global (Figura 11).

 

A medida que más y más personas aumentan su coherencia personal, fortalecen y estabilizan las ondas estacionarias e información coherente en el campo de información planetaria.

 

Una vez que se establece una onda estacionaria coherente y reforzada, y se amplifica a través de la intención coherente colectiva, que a su vez facilita la amplificación del colectivo corazón, mente y conciencia, es más fácil que más y más personas aumenten su coherencia y expandan su conciencia.

 

 

Figura 11 
La teoría de la Iniciativa de Coherencia Global de cambio.

 


Cada individuo contribuye al ambiente de campo global, y las actitudes de cada persona, las intenciones y las experiencias emocionales cuentan.
 

Esto es empoderador para muchos individuos que a menudo se sienten abrumados por las predicciones negativas actuales y los conflictos en el planeta. Se dan cuenta de que sus acciones pueden hacer una diferencia y que al aumentar su propia coherencia, pueden hacer una contribución para poder ayudar a facilitar el cambio que muchos ahora perciben que se está produciendo. 

 

Los beneficios personales de una mejor autorregulación emocional, mayor bienestar, más auto-responsabilidad, una mejor salud y una mejor experiencia de relaciones de las personas son motivadores poderosos que refuerzan el proceso para el individuo.

 

A medida que más y más personas se vuelven cada vez más auto-reguladas y crecen en la conciencia, el aumento de la coherencia individual a su vez aumenta la cohesión social, lo que se refleja en un aumento de la cooperación e iniciativas eficaces co-creativas en beneficio de la sociedad y el planeta. 

 

Es nuestra la perspectiva de que un cambio de conciencia es necesario para que un cambio significativo se produzca que permita nuevos niveles de cooperación y colaboración en la resolución de problemas innovadores y discernimiento intuitivo para hacer frente a los problemas sociales, ambientales y económicos.

 

Con el tiempo, la coherencia global será indicada por más comunidades, estados y países adoptando una visión planetaria más coherente.
 

 

 

 

CONCLUSIONES

ICG es un co-creador de proyectos basados en la ciencia para unir a las personas en el cuidado centrado en el corazón y la intención y facilitar el cambio en la conciencia mundial de la inestabilidad y discordia al equilibrio, la cooperación y la paz duradera.

 

Un objetivo principal es estudiar más a fondo la interconexión entre la humanidad y los sistemas energéticos de la Tierra.

 

Hay un cuerpo sustancial de evidencia de que los seres humanos se ven afectados por campos energéticos planetarios. ICG plantea la hipótesis de que las emociones humanas y la conciencia interactúan y codifican la información en los campos energéticos planetarios, incluyendo el campo geomagnético, comunicando de esta manera la información entre las personas a un nivel subconsciente, que, en efecto, une a todos los sistemas vivos y da lugar a una forma de conciencia colectiva.

 

Por lo tanto, existe un bucle de retroalimentación entre todos los seres humanos y los sistemas energéticos de la tierra. 

 

Nuestra hipótesis básica es que cuando suficientes individuos y grupos sociales aumentan su coherencia y utilizan ese aumento de coherencia para crear intencionadamente una onda de referencia más coherente en el ámbito mundial, ésta ayudará a aumentar la conciencia global.

 

Esto se puede lograr cuando una proporción cada vez mayor de personas se muevan hacia las emociones y las respuestas más equilibradas y autorreguladas. Esto a su vez puede ayudar a facilitar la cooperación y la colaboración en la resolución innovadora y de discernimiento intuitivo de problemas, para hacer frente a los problemas sociales, ambientales y económicos de la sociedad.

 

Con el tiempo, a medida que más personas estabilicen el campo y las familias globalmente, los lugares de trabajo y las comunidades se mueven a una mayor cohesión social, lo que dará lugar a un aumento de la coherencia global.

 

Será indicado por los países adoptando una visión planetaria más coherente, de manera que la opresión social y económica, la guerra, la intolerancia cultural, el crimen, y el desprecio por el medio ambiente se pueden abordar de manera significativa y exitosamente. 

 

Con el fin de realizar investigaciones sobre los mecanismos de cómo los campos de la Tierra afectan,

  • los procesos mentales y emocionales humanos

  • los resultados de salud

  • el comportamiento humano colectivo,

... y explorar la forma colectiva en que las emociones e intenciones humanas pueden reflejarse en los campos electromagnéticos y energéticos de la Tierra, una red mundial de detectores de campos magnéticos ultrasensibles, específicamente diseñados para medir las resonancias magnéticas en la cavidad de la tierra/ionosfera y las resonancias, y resonancias de las líneas del campo geomagnético de la Tierra están siendo instaladas en lugares estratégicos alrededor de la tierra. 

 

El sistema de seguimiento y los estudios de investigación que harán posibles son sólo un aspecto de un objetivo mucho más grande, que es unir a las personas para propósitos de mejorar sus vidas y crear una nueva y más coherente onda estacionaria en el medio campo planetario. 

 

Los estudios que demuestran que un número relativamente pequeño de la población que están meditando intencionadamente para crear beneficios positivos apoya la hipótesis de que la humanidad está conectada a través de un campo global.

 

Por lo tanto, creemos que la investigación científica que investiga la forma en que somos impactados por los campos energéticos de la tierra y el potencial para detectar los efectos de la emoción humana colectiva e intención en el entorno de campo es un aspecto importante de los objetivos de las ICG.

 

Sin embargo, incluso si no somos capaces de demostrar la codificación de la intención humana en los campos globales en los próximos años, estamos seguros de que podemos facilitar una comprensión más profunda de los mecanismos por los que la salud y el comportamiento humano están modulados por los campos de la Tierra y aclarar aún más cuáles aspectos del entorno de campo median los variados y específicos efectos.

 

Más importante es el objetivo principal del ICG, que es motivar a más personas para trabajar juntos de una manera más coherente y de colaboración para aumentar la armonía en la conciencia colectiva, de aliviar los conflictos sociales y mejorar el impacto ambiental que tenemos en el planeta, así como ayudar en la evolución planetaria.
 

 

 

 

Información de los Colaboradores

  • Rollin McCraty, Rollin McCraty, PhD, es director de investigación en el Instituto de HeartMath (IHM), Boulder Creek, California.
     

  • Annette Deyhle, Annette Deyhle, PhD, es un geólogo, geoquímico marino, y un investigador de la Iniciativa de Coherencia Global (ICG) y la IHM.
     

  • Doc Childre, Doc Childre es el presidente del Comité Directivo ICG y fundador de la IHM.

 

 

 

Referencias

 

1. Bohm D, BJ Hiley. El universo no dividido: una interpretación ontológica de la teoría cuántica. Londres: Routledge; 1993

2. Laszlo E. El universo interconectado: fundamentos conceptuales de la teoría unificada transdisciplinar. Singapur: World Scientific; 1995

3. Laszlo E. enorme cambio en el cerebro global: cómo la nueva realidad científica nosotros y nuestro mundo puede cambiar. Rochester (VT): Inner Traditions; 2008

4. Ho MW. El arco iris y el gusano: la física de los organismos. Singapur: World Scientific Publishing Co; 2005

5. McCraty R, los ni D. Coherencia: la reducción de la salud personal, social y global. Altern Ther Health Med. 2010; 16 ( 4 ): 10-24 [PubMed]

6. Radin D. El universo consciente: la verdad científica de los fenómenos psíquicos. San Francisco: HarperEdge; 1997

7. Tarta C. El fin del materialismo: cómo la evidencia de lo paranormal está trayendo la ciencia y el espíritu juntos. Oakland: New Harbinger Publications Inc; 2009

8. Halberg F, G Cornelissen, McCraty I, J Czaplicki, Al-Abdulgader AA. Estructuras Tiempo (chronomes) de la circulación de la sangre, salud de las poblaciones, los asuntos humanos y el clima espacial. World Heart J 2011;. 3 ( 1 ): 1-40

9. Halberg F, Cornelissen G, Otsuka K, et al. Cross-espectralmente coherente 10.5- ciclos y 21 años biológicos y físicos, tormentas magnéticas y los infartos de miocardio. Neuro Endocrinol Lett. 2000; 21 ( 3): 233-58 [PubMed]

10. Halberg F, G Cornelissen, Sothernet RB, et al. Ciclos de inclinar la balanza entre la muerte y la supervivencia (= "vida"). El progreso Theoret Phys Supl. 2008; 173 : 153-81

11. Halaris A., editor. Cronobiología y los trastornos psiquiátricos. New York: Elsevier; 1987

12. McCraty R, M Atkinson, Tomasino D, Bradley RT. El corazón coherente: interacciones corazón-cerebro, la coherencia psicofisiológica, y la aparición del orden de todo el sistema. Rev Integral2009December;. 5 ( 2 ): 10-115

13. McCraty R, los ni D. El corazón agradecido: la psicofisiología de apreciación. En: Emmons RA, ME McCullough, editores., Editores. La psicología de la gratitud. Nueva York: Oxford University Press; 2004. p. 230-55

14. Tiller WA, McCraty R, M. Atkinson cardiaca coherencia: una nueva medida no invasiva de la orden del sistema nervioso autónomo. Altern Ther Health Med. 1996January; 2 ( 1 ): 52-65 [PubMed]

15. Bradley RT, Gillin M, McCraty R, M. Atkinson intuición no local de los empresarios y no empresarios: resultados de dos experimentos utilizando medidas electrofisiológicas. Int J Entrepren pequeño autobús.2011; 12 ( 3 ): 343-72

16. McCraty R, M Atkinson, Bradley RT. Pruebas electrofisiológicas de la intuición: Parte 1. La sorprendente función del corazón. J Altern Med complemento. 2004February; 10 ( 1 ): 133-43 [PubMed]

17. McCraty R, M Atkinson, Bradley RT. Pruebas electrofisiológicas de la intuición: parte 2. Un proceso de todo el sistema? J Altern Med complemento. 2004April; 10 ( 2 ): 325-36 [PubMed]

18. Bradley RT, McCraty R, M Atkinson, Tomasino D, A Daugherty, Arguelles L. Emoción autorregulación, la coherencia psicofisiológica, y la prueba de la ansiedad: resultados de un experimento utilizando medidas electrofisiológicas. Appl Psychophysiol biorretroalimentación. 2010December; 35 ( 4 ): 261-83 [PubMed]

19. Ginsberg JP, Berry ME, Powell DA. Coherencia cardíaca y el TEPT en veteranos de combate. Altern Ther Health Med. 2010Jul-Aug; 16 ( 4 ): 52-60 Errata en: Altern Ther Health Med. 2010 Sep-Oct; 16 (5): 11 [PubMed]

20. Lloyd A, Brett D, K. Wesnes Entrenamiento de coherencia mejora las funciones cognitivas y el comportamiento en niños con trastorno de hiperactividad por déficit de atención: las funciones cognitivas y cambios de comportamiento. Altern Ther Health Med. 2010Jul-Aug; 16 ( 4 ): 34-42 [PubMed]

21. McCraty R, M Atkinson, Lipsenthal L, L. Arguelles Nueva esperanza para los funcionarios de prisiones: un programa innovador para reducir el estrés y los riesgos para la salud. Appl Psychophysiol biorretroalimentación. 2009December; 34 ( 4 ): 251-72 [PubMed]

22. Cornelissen G, et al. Chronomes, estructuras temporales, por chronobioengineering para "una vida plena." Biomed Instrumentación Technol. 1999; 33 : 152-87 [PubMed]

23. Doronin VN, Parfent v VA, Tleulin SZH, et al. [Efecto de las variaciones del campo geomagnético y la actividad solar sobre los indicadores fisiológicos humanos]. Biofizika. 1998Jul-Aug; 43 ( 4 ): 647-53 rusa [PubMed]

24. Kay RW. Las tormentas geomagnéticas: asociación con la incidencia de la depresión según lo medido por el ingreso hospitalario. Br J Psiquiatría. 1994March; 164 ( 3 ): 403-9 [PubMed]

25. Mikulecky M. La actividad solar, las revoluciones y primer cultural en la historia de la humanidad. Neuro Endocrinol Lett. 2007December; 28 ( 6 ): 749-56 [PubMed]

26. Cornelissen G, D Hillman, Halberg F. sistemas de salud pública como componentes centrales de la seguridad internacional y la asistencia sanitaria personalizada. The Lancet. Próximo

27. Gordon C, Berk M. El efecto de las tormentas geomagnéticas sobre el suicidio. S Afr Psychiatr Rev 2003; 6 : 24-7

28. Grigoriev P, V Rozánov, Vaiserman A, B. Vladimirskiy factores heliogeofísica como posibles desencadenantes de actos terroristas suicidas. Salud. 2009; 1 ( 4 ): 294-7

29. Perry FS, Reichmanis M, Marino AA, Becker RO. Campos magnéticos de frecuencia industrial del medio ambiente y el suicidio. Salud Phys. 1981August; 41 ( 2 ): 267-77 [PubMed]

30. Smelyakov SV. Divulgación de Tchijevsky: cómo los ciclos solares modulan la historia ; 2006 [citado 2012 10 FEB],. Disponible a partir de: http://www.astrotheos.com/Page5.htm

31. Tchijevsky AL. (VP de Smitt, traductor., Traductor). Los factores físicos del proceso histórico. Ciclos. 1971January; 22: 11-27

32. Ertel S. [correlaciones cosmofísicas de la actividad creativa en la historia cultural]. Biofizika. 1998Jul-Aug; 43 ( 4 ): 736-41 rusa [PubMed]

33. McCraty R. La iniciativa de coherencia mundial: la medición de las tierras humana interacciones energéticas en 3ª corazón. Rey de Órganos Conferencia; 28 de Oct de 2010; Hufuf, Arabia Saudita

34. Pobachenko SV, Kolesnik AG, Borodin AS, Kalyuzhin VV. La contingencia de los parámetros de encefalogramas humanos y los campos electromagnéticos de resonancia Schumann revelados en los estudios de seguimiento. Complejas Biophys Syst. 2006; 51 ( 3 ): 480-3

35. McCraty R. El corazón energético: interacciones bio-electromagnéticas dentro y entre las personas. Boulder Creek (CA): HeartMath Centro de Investigación, Instituto de HeartMath; 2002

36. Morris SM. El logro de colectivos de coherencia: efectos de grupo sobre la variabilidad de la frecuencia cardíaca, la coherencia y la sincronización del ritmo cardiaco. Altern Ther Health Med. ; 2010 16 ( 4solamente epub:)

37. Kemper KJ, Shaltout HA comunicación no verbal de la compasión: la medición de los efectos psicofisiológicos. BMC complemento Altern Med. 2011December20; 11 : 132. [PMC libres artículo] [PubMed]

38. Bradley RT, Roberts Carolina del Norte. Estructura de la red de datos relacional: la medición y la inferencia en cuatro modelos operativos. Soc red. 1989June; 11 ( 2 ): 89-134

39.. Persinger MA geopsicología y geopsychopathology: los procesos mentales y trastornos asociados con factores geoquímicas y geofísicas. Experientia. 1987January15; 43 ( 1 ): 92-104 [PubMed]

40. Persinger MA, Psych C. La muerte súbita inesperada en pacientes epilépticos siguiente repentinos e intensos, aumentos en la actividad geomagnética: prevalencia de efectos y los posibles mecanismos. Int J Biometeorol. 1995December; 38 ( 4 ): 180-7 [PubMed]

41. Persinger M. Sobre la posible representación de los equivalentes electromagnéticas de toda la memoria humana dentro de la tierra magnéticas presentadas: implicaciones de la biología teórica. Theoret Biol Insights. 2008September; 1 : 3-11

42. Persinger MA. Sobre la posibilidad de acceder directamente a cada cerebro humano por inducción electromagnética de los alogorithms fundamentales. Percept Mot Skills. 1995June; 80 ( 3 Pt 1 ): 791-9 [PubMed]

43. Nelson R. La evidencia científica de la existencia de un verdadero noosfera: bases para una noo-constitución. Documento presentado en el Foro Mundial de Cultura Espiritual; 18-20 de octubre de del 2010;Astana, Kazajstán

44. Bancel P, Nelson R. El evento experimento GCP: Diseño, métodos analíticos, los resultados. J Sci Exploración. 2008; 22 : 309-33

45. Nelson RD, Dobyns YH, Dunne BJ, Jahn RG. El análisis de varianza de REG experimentos: la intención del operador, los parámetros secundarios, estructura de base de datos (Nota Técnica 9 PERA 1004).Ingeniería de Investigación de Anomalías de Princeton, la Universidad de Princeton, Escuela de Ingeniería / Ciencias Aplicadas de 1991

46. Nelson R. Detección de la conciencia de masas: los efectos de la atención compartida a nivel mundial y la emoción. J Cosmol. 2011; 14

47. McCraty R. El corazón energético: la comunicación bioelectromagnético dentro y entre las personas. En: Rosch PJ, Markov MS, editores., Editores. Bioelectromagnética Medicina. Marcel Dekker: New York; 2001. p. 541-62

48. Wendt HW. Emociones de masas aparentemente afectan a los procesos cuánticos nominalmente al azar:? Interplanetaria la polaridad del campo magnético encontró crítico, pero ¿cómo es causal path St.Pablo; Halberg Cronobiología Center de la Universidad de Minnesota; 2002

49. Ameling A. La oración: una práctica curativa antigua se convierte en nuevo otra vez. Holist Nurs Pract. 2000April; 14 ( 3 ): 40-8 [PubMed]

50.. Gillum M, Griffith DM oración y prácticas espirituales por razones de salud entre los adultos estadounidenses: el papel de la raza y el origen étnico. J Relig Salud. 2010September; 49 ( 3 ): 283-95 [PubMed]

51. Schwartz SA, L. Dossey no localidad, efectos intención, y de observación en los estudios de curación: sentar las bases para el futuro. Explore (NY). 2010Sep-Oct; 6 ( 5 ): 295-307 [PubMed]

52. Hagelin J. El poder de lo colectivo. Shift. 2007Jun-Aug; 15 : 16-20

53. Hagelin JS, Rainforth MV, Cavanaugh KL, et al. Efectos de la práctica en grupo del programa de meditación trascendental en la prevención de los delitos violentos en Washington, DC: resultados del Proyecto de Demostración Nacional, junio de 1993 y julio. Soc INDICAT Res. 1999June; 47 ( 2 ): 153-201

54. Davies JL. Alivio de la violencia política a través de la mejora de la coherencia en la conciencia colectiva: análisis de evaluación del impacto de la guerra del Líbano [tesis]. Fairfield (IA): Universidad Maharishi de Administración; 1988